Blog

Como intentar desaparecer de Internet y de los sitios de búsqueda de personas

Como intentar desaparecer de Internet y de los sitios de búsqueda de personas

Los delitos informáticos ocurren con mucha más frecuencia de lo que pensamos y afectan a una cantidad cada vez mayor de personas. Para evitar cosas como el robo de identidad y otras estafas, tener el control de nuestra huella digital se ha vuelto más crucial que nunca.

A estas alturas, todos sabemos que la información personal puede valer más que el dinero, lo que propicia que la infame industria de los corredores de datos se encuentre en auge.  

Esta gente no solo recopila referencias, antecedentes, circunstancias personales, etc., sino que también vende esta información al mejor postor, que la utilizará para diferentes fines.

Y a pesar de que el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD) de la UE, promete multas millonarias a las multinacionales que no traten los datos personales de sus usuarios debidamente, la realidad es que a la hora de «interpretar» las normas, deja mucho margen a los diferentes estados.

Por lo tanto, no resulta demasiado eficaz.

Si queremos limitar la cantidad de información de todo tipo que se puede encontrar sobre nosotros mediante una simple búsqueda en internet, hay algunas cosas que podemos hacer.

Sitios de búsqueda de personas

Estos portales brindan acceso a una gran cantidad de información personal, como direcciones postales, números de teléfono, cuentas de correo electrónico, registros de propiedad, estado civil, etc.

Por ejemplo:

Todo esto lo obtienen de registros públicos, redes sociales, registros judiciales y otras fuentes abiertas.

Afortunadamente, la mayoría también nos permiten optar por no participar.

En algunos casos, el proceso de eliminación es bastante sencillo: basta con enviar una solicitud de exclusión.

Sin embargo, en otros casos, el proceso puede implicar una cantidad considerable de tiempo y paciencia.

Es aquí es donde la Agencia Española de Protección de Datos puede ayudarnos en gran medida a ejercer nuestros derechos de acceso, rectificación, limitación, oposición, supresión (derecho al olvido), portabilidad y oposición al tratamiento de decisiones automatizadas.

Eliminar cuentas en línea antiguas o abandonadas

A lo largo de los años, seguramente hayamos creado docenas de cuentas en diferentes servicios y sitios web.

Sin embargo, incluso si hace años que no hemos iniciado sesión en alguna de estas cuentas, estas páginas web aún pueden compartir o vender nuestra información personal.

Y lo que es aún peor, es posible que ni siquiera sepamos que han sido víctimas de una violación o una fuga de datos.

Como consecuencia de ello, la información que en su momento les habíamos confiado, está pululando por foros de ciberdelincuentes.

Si conocemos los servicios o las páginas web en los que hemos creado una cuenta, existen varias herramientas como Account Killer o Just Delete Me que facilitan el proceso.

Eliminar cuentas obsoletas o desatendidas es una de las mejores maneras de exorcizar los fantasmas del pasado, aumentar el nivel de privacidad y mantener a salvo nuestra identidad.

Eliminar nuestra información personal de los resultados de búsqueda de Google

Debido a que Google tiene políticas bastante estrictas con respecto a la eliminación de datos, el proceso no siempre termina culminando con éxito, pero, en cualquier caso, merece la pena intentarlo.

Simplemente, tenemos que ir a la página del proceso para solicitar el borrado de información privada y comenzar la tramitación.

Tras llevar a cabo una revisión, Google debería eliminar todo aquello que se le solicite, siempre y cuando no estimen que los datos tienen «interés público y periodístico»

Si estamos muy decididos a minimizar nuestra huella digital, también podemos intentar eliminar nuestra información personal de otros motores de búsqueda.

Lamentablemente, aunque Google u otros motores de búsqueda eliminen nuestros datos personales de sus resultados, eso no implica necesariamente que desaparezcan de Internet, ya que pueden estar en poder de terceros.

Por ejemplo, si eres residente de la Unión Europea, puedes utilizar la Solicitud de bloqueo de búsqueda de Bing.

Conclusión

limpiar nuestra huella digital puede llevar cierto tiempo e incluso ser un poco estresante.

Pero muchas veces, para aumentar significativamente nuestro nivel de privacidad basta con enviar una solicitud a la Agencia Española de Protección de Datos, o eliminar algunas cuentas en línea que ya no utilizamos

También reduciremos en gran medida el riesgo de convertirnos en objetivo de los estafadores y los ingenieros sociales.

Temas:

Avisos de seguridad

Archivos del blog

Otros artículos

Analiza los sitios web con Punkspide
Empieza la cuenta atrás para Windows 10
administrador de contraseñas
Esa foto que publicaste en Instagram es una invitación abierta a la vigilancia
Roban cuentas de WhatsApp usando el truco del desvío de llamadas
Piénsalo dos veces antes de descargar software
La importancia de la seguridad en los juegos de azar en línea